ADHRB condena la visita del ministro del Interior bahreiní a EE.UU. e insta a la administración a pedir responsabilidades

5 de abril de 2019 – El ministro del Interior de Bahréin, el jeque Rashid bin Abdullah Al Khalifa, llega hoy a Washington DC, donde pasará varios días reuniéndose con numerosos responsables políticos y oficinas, incluidas las del Congreso, los departamentos de Defensa y Seguridad Nacional, y el FBI. También asistirá a una cena privada con embajadores, grupos de presión, antiguos responsables políticos que promueven una agenda pro-árabe del Golfo, y funcionarios de la Casa Blanca, incluido Jared Kushner.

Esta visita preocupa mucho a las organizaciones de derechos humanos, entre ellas Americans for Democracy & Human Rights in Bahrain (ADHRB), ya que el jeque Rashid bin Abdullah supervisa el Ministerio del Interior (MOI), la agencia gubernamental responsable de la gran mayoría de los abusos contra los derechos humanos en Bahréin. Desde 2011, la ADHRB ha documentado y analizado más de 1.000 incidentes discretos de abusos que comprenden más de 3.000 violaciones específicas de derechos atribuibles a los organismos del Ministerio del Interior, desde detenciones arbitrarias y torturas hasta violaciones y ejecuciones extrajudiciales. Aunque el gobierno bahreiní afirma que esta mala conducta está aislada en unas pocas “manzanas podridas”, la documentación de la ADHRB demuestra que estas violaciones son una política de facto apoyada desde el nivel ministerial y autorizada en última instancia por el jeque Rashid bin Abdullah.

Esta conexión entre los funcionarios de la calle, los graves abusos y el ministro del Interior de Bahréin está documentada y examinada en profundidad en un nuevo informe que la ADHRB ha publicado recientemente, titulado Anatomía de un Estado policial. El informe es un análisis exhaustivo del Ministerio del Interior, el principal organismo de seguridad que impulsa la crisis de derechos humanos en Bahréin. También revela que, incluso cuando el MOI ha dirigido la catastrófica transformación de Bahréin en un estado policial, ha seguido recibiendo millones de dólares de países como Estados Unidos.

Comentando: “El Ministerio del Interior de Bahréin es el organismo más abusivo de Bahréin, responsable directo de cientos de violaciones de los derechos humanos. Estos abusos no podrían producirse sin el conocimiento y la aprobación del jeque Rashid bin Abdullah Al Khalifa, ni, en última instancia, sin el apoyo de Estados como Estados Unidos”, afirma el director ejecutivo de ADHRB, Husain Abdulla. “Es fundamental que, durante la visita del jeque Rashid, los responsables políticos estadounidenses comprendan su papel en los abusos generalizados y sistemáticos de los derechos humanos. La administración y las oficinas del Congreso deben exigirle responsabilidades por los crímenes cometidos bajo su liderazgo.”