Evento: La paz y los derechos humanos en la región del Golfo

El 10 de diciembre de 2020, la Oficina Internacional de la Paz (IPB) organizó un seminario virtual sobre “Cuestiones de paz y derechos humanos en la región del Golfo”. El evento contó con cuatro oradores en total: Husain Abdulla, Director Ejecutivo de la ADHRB, Bahrein; Sarah Leah Whitson, el Dr. Saeed al-Shehabi y Yasmine Taeb; y fue presidido por Amela Skiljan, Coordinadora de la IPB, Alemania. Skiljan abrió el debate presentándose a sí misma y a los oradores, y expuso el programa del evento.

Husain Abdulla, fundador y Director Ejecutivo del BADDH, pronunció las palabras de apertura y analizó brevemente varias cuestiones graves que están en curso en los países del Consejo de Cooperación del Golfo (CCG). Habló específicamente de la cultura de impunidad en el Golfo, la crisis humanitaria en Yemen y el colapso del acuerdo con Irán. En cuanto a la creciente cultura de impunidad, Abdulla habló del pase libre dado a la Arabia Saudita, Bahrein y los Emiratos Árabes Unidos por el Gobierno de Trump para las violaciones de los derechos humanos por las que serían condenados en cualquier sistema judicial justo o internacional, en particular el asesinato de Jamal Khashoggi. También se refirió a la restricción desenfrenada de la libertad de expresión, la libertad de palabra y la libertad de asociación en los últimos cuatro años. Abdulla describió los crímenes de guerra cometidos en Yemen durante la administración Trump -bombardeos de civiles, escuelas, hospitales, bodas, etc.- así como la continuación de la venta de armas por parte de los Estados Unidos. En cuanto al colapso del acuerdo con Irán, Abdulla destacó que la retirada de los Estados Unidos era una amenaza para la paz en la región, creaba más inestabilidad y ponía en peligro cualquier tipo de cooperación diplomática. Expresó una modesta esperanza para la próxima administración de Biden, pero subrayó que el historial de Biden no es perfecto: defendió el proyecto de ley contra el crimen durante la administración Clinton y votó a favor de la guerra de Irak, por citar un par de ejemplos.

Sarah Leah Whitson, Directora Ejecutiva de DAWN, ofreció un amplio panorama de la situación de los derechos humanos en la región del Golfo y también de algunos aspectos de las relaciones de la política estadounidense con Arabia Saudita y el Golfo. Explicó que la cuestión de la situación de los derechos humanos en la región del Golfo no se refiere sólo al problemático historial interno de los países individuales, sino que es una cuestión de un historial muy problemático de la región en su conjunto. Whitson describió las situaciones en los diversos países del Golfo: represión masiva; vigilancia masiva; encarcelamiento y tortura de críticos; secuestros y ejecuciones de críticos en el extranjero; amplia discriminación contra las mujeres; y secuestro y desaparición de princesas. Describió la naturaleza vertical de los regímenes -líderes no elegidos sin legitimidad democrática popular- y la falta de respeto y la exclusión de sus propios ciudadanos y de la sociedad civil. Analizó varias reformas en la región, pero destacó que éstas son en gran medida retóricas y que los activistas que lucharon por esas reformas -como Loujain al-Hathloul- son encarcelados y torturados.  También abordó y subrayó la importancia de la venta y la exportación de armas a los países del Golfo, tanto de los Estados Unidos como de los países europeos. Al igual que Abdulla, expresó sus dudas acerca de que el Gobierno de Biden promulgara medidas reales o progresivas contra los países del CCG.

El Dr. Saeed al-Shehabi, renombrado activista político de Bahrein y miembro del Movimiento por la Libertad de Bahrein, habló de su perspectiva sobre el activismo, la paz y los derechos humanos en el Golfo como persona de la región. Al-Shehabi describió cómo no ha observado ningún cambio real desde que era un niño en el decenio de 1960. Afirmó que, a pesar de varios presidentes estadounidenses, primeros ministros británicos, etc., la situación se ha mantenido tan estancada y atrasada como siempre en lo que respecta a los derechos humanos y la democratización. También se pronunció contra las dictaduras hereditarias que no respetan los derechos de los ciudadanos del país. Destacó la necesidad de liberar a los presos políticos, criticó la distribución desigual de la riqueza, el estado de derecho y pidió un sistema político basado en una elección libre y justa. También se refirió al enorme gasto militar de varios regímenes.

Yasmine Taeb, Miembro Senior del Congreso y Política Exterior del Centro de Política Internacional, dio una visión general de su trabajo de cabildeo en la administración para tratar de influir en las políticas exteriores. Habló con esperanza sobre la administración entrante de Biden y cómo es más probable que sean receptivos a un movimiento anti-guerra, pro-paz y progresista y a la implementación de principios de política exterior más progresistas. Hizo hincapié en la importancia de que la administración Biden rinda cuentas de sus promesas de campaña y de que dé prioridad a los derechos humanos en la política exterior estadounidense.

Después de que los panelistas terminaron de hablar, Skiljan les agradeció su participación y abrió el debate a las preguntas del público sobre la situación de los derechos humanos en la región y sobre cómo se pueden y deben abordar esas violaciones.